Hoy, 8 de marzo, se celebra el Día Internacional de la Mujer, originalmente denominado como el Día Internacional de la Mujer Trabajadora. Esta señalada fecha conmemora la lucha de las mujeres por su participación dentro de la sociedad, por la lucha de la igualdad y el reconocimiento y el ejercicio efectivo de sus derechos fundamentales. Este día recuerda los avances sin precedentes que ha logrado la sociedad, pero también reivindica el trabajo que queda por delante ante las severas desigualdades que continúan produciéndose día tras día.

La Carta de las Naciones Unidas del año 1945, se convirtió en el primer acuerdo internacional que establecía el principio de igualdad entre mujeres y hombres. Dos años después, en el año 1977, la Asamblea General aprobaba una resolución por la cual se reconocía el día 8 de marzo como el Día Internacional de la Mujer, después de muchos años de manifestaciones y luchas de las mujeres que reclamaban sus derechos.

El presente propósito coincide con uno de los Objetivos de Desarrollo Sostenible para alcanzar hasta el año 2030, concretamente el ODS 5.

ODS 5: LOGRAR LA IGUALDAD ENTRE LOS GÉNEROS Y EMPODERAR A TODAS LAS MUJERES Y NIÑAS

El objetivo que persigue este capítulo de la Agenda 2030 es lograr la igualdad de género y empoderar a todas las mujeres y niñas del mundo. La Agenda 2030 incide en la eliminación de todas las formas de violencia machista incluidas, la trata, la explotación sexual, el matrimonio infantil y la mutilación genital femenina. Asimismo, incide en el acceso universal a la salud sexual y reproductiva, la igualdad de los derechos económicos y de propiedad, la participación plena y efectiva en todos los niveles decisorios de la vida política, económica y pública, etc.

A lo largo de estos años se han conseguido algunos avances a lo que respecta la igualdad de género, como por ejemplo: se obliga a menos niñas al matrimonio precoz; más niñas del mundo están escolarizadas; las leyes se están reformando para fomentar la igualdad de género y se encuentran a más mujeres en posiciones de liderazgo y cargos parlamentarios. No obstante, todavía existen muchas desigualdades y dificultades en las vidas de muchas mujeres y niñas.

La igualdad de género en cifras: Las mujeres siguen ganando en todo el mundo un 24% menos que los hombres en el trabajo. En 2014, 52 países aún no habían contraído el compromiso de garantizar en sus instituciones la igualdad entre hombres y mujeres. A nivel mundial, casi 15 millones de niñas menores de 18 años contraen matrimonio cada año, esto se traduce aproximadamente a unas 37.000 niñas al día. Unas 133 millones de niñas y mujeres han sufrido alguna forma de la mutilación genital femenina. 1 de cada 5 mujeres y niñas de entre 15 y 49 años afirma haber sufrido violencia sexual o física a manos de una pareja íntima.

Si con estos datos impactantes no bastará, la pandemia mundial ha agravado la situación de muchas niñas y mujeres. "Los escasos avances en materia de igualdad de género y derechos de las mujeres conseguidos a lo largo de las décadas están en peligro de retroceso como consecuencia de la pandemia de la COVID-19", manifestaba el Secretario General de las Naciones Unidas en abril de 2020. Es por eso que el lema para el Día Internacional de la Mujer de este año, 2021, es "Mujeres líderes: por un futuro igualitario en el mundo de la Covid-19". Las mujeres se encuentran en primera línea de la crisis sanitaria como cuidadoras, científicas, trabajadoras de la salud, líderes, etc.

La igualdad de género no solo es un derecho fundamental, sino que es una de las bases primordiales para construir un planeta próspero, pacífico y sostenible.